El liderazgo ágil es posible: claves para alcanzarlo

Redacción27 noviembre 20205min

Las organizaciones se han visto afectadas por la disrupción mundial actual y muchas de ellas tratan de dar con la tecla correcta para salir fortalecidos a la vez que mantiene a los empleados comprometidos, conectados y productivos.

Los equipos también buscan que los lideres ágiles les proporcionen estabilidad ante tanta incertidumbre y sepan reaccionar de manera rápida frente a las adversidades que se les presenten. Se trata de un verdadero desafío para dejar atrás el liderazgo tradicional y centrarse en líderes agiles que inspiren productividad en las nuevas formas de trabajar.

Por eso, desde Cornerstone apuestan por poner a los empleados en el centro de la experiencia, de manera que sientan que el capital humano de una compañía es su tesoro más valioso marcando objetivos de manera diaria, semanalmente o cada mes.

Si comenzamos detallando los objetivos de manera diaria destacamos el hecho de comunicarse con frecuencia y autenticidad. Destacamos:

  • Priorizar el tiempo cara a cara. Hablar cara a cara es una de las formas más efectivas para salvar la distancia. El contacto virtual también cuenta, dadas las circunstancias. Por ejemplo, una buena idea podría ser implantar una “happy hour” en tu organización, de manera que los empleados tengan una videollamada periódicamente con los compañeros de trabajo en la que puedan contar aspectos de su vida diaria y trasmitir sus miedos o inquietudes.
  • Ser consciente de la disrupción, pero no dejar que se convierta en el eje de su vida. El coronavirus ha causado un gran impacto en el mundo, pero tenemos que tratar de recuperar la “normalidad” manteniendo conversaciones que no traten solo de ese tema.

De manera semanal podemos seguir los siguientes consejos para ser un líder activo:

  • Hablar frecuentemente de manera individual con cada empleado. Esto permitirá que tanto el manager como el empleado puedan comunicarse de una manera más privada e íntima y compartir abiertamente la incertidumbre.
  • Adaptar el tipo de liderazgo. Destaca liderazgo horizontal en el que los managers se centran en impulsar la productividad y la rentabilidad siendo un líder más “personal” para motivar e involucrar a los empleados.
  • Establecer una hoja de ruta según las circunstancias. Durante una crisis, los objetivos y la visión suelen variar. Pero esto no implica no poder centrarse en la agilidad que necesitará la compañía para desarrollar una visión que permita llevarnos por el rumbo correcto.
  • Focalizar el cambio en tu organización desde los mandos intermediarios. Según un estudio realizado por el Dr. Behnam Tabrizi de la Universidad de Stanford, las organizaciones que han superado cambios con éxito lo han logrado gracias al empoderamiento de los directivos medios ya que ejercen su influencia tanto a los que están por encima tanto a los que están por debajo.

Cada mes busca plantificar el futuro:

  • Mantener conectados a los integrantes de tu organización. Es primordial mantener un contacto continuado durante el trascurso de esta pandemia ya que la incertidumbre, el aislamiento social y la falta de voluntad comunitaria solo se intensificarán con el tiempo.
  • Poner en primera línea los asuntos que estaban en un segundo plano. Muchos de los proyectos se han podido ver alterados o incluso cancelados, pero es el momento perfecto para evaluar y desarrollar los proyectos para los que nunca tenemos tiempo.
  • Ver las restricciones como catalizadores de la productividad. Consiste en revertir la situación y convertir lo negativo en positivo. Trate de empoderar a los equipos para reinventar los flujos de trabajo o procesos a la vista de las nuevas restricciones.
  • Fijar un objetivo. La nueva normalidad ha venido para quedarse. El papel de un buen líder de cara a cada empleado apoyarlos en los tiempos difíciles creando nuevas visiones.

Observatorio de Recursos Humanos

Desde 2006 trabajamos para ofrecer contenidos e información de valor para el profesional de la gestión de RRHH, con el convencimiento de que el conocimiento, en sus vertientes de creatividad, innovación y aprendizaje continuo, es el principal valor de una dirección eficaz.



Contacta con nosotros


Nuestros Otros Proyectos


Suscríbete al boletín

* campos obligatorios
Acepto las condiciones de uso y la política de privacidad


Síguenos en Redes Sociales