Ayer, 20 de junio fue el día más Feliz del año (Yellow Day), ya que se considera el día que la felicidad nos inunda, debido a que es prácticamente el ecuador del año, se empiezan a notar el buen tiempo y el incremento de las temperaturas, el aumento de las horas de sol, la proximidad de las vacaciones y esto nos hace felices a todos. Pero ante la pregunta, "¿Eres feliz en tu día a día?" muchos responden que no, porque su trabajo les amarga o el trabajo no les permite hacer todas aquellas cosas que le harían feliz en su tiempo libre. Y es que, nos pasamos un tercio de su vida en el trabajo; más tiempo del que pasan con sus familias, amigos o durmiendo. El trabajo ejerce sobre nosotros una enorme influencia sobre el estado de ánimo. Por este motivos muchas empresas, apuestan por la felicidad en el trabajo como fórmula para lograr el bienestar de su empresa a través de un buen clima laboral, la motivación, un cómodo espacio de trabajo, la oportunidad de desarrollo profesional y el reconocimiento de su trabajo.

Cómo el trabajo puede ser sinónimo de felicidad

Ayer, 20 de junio fue el día más Feliz del año (Yellow Day), ya que se considera el día que la felicidad nos inunda, debido a que es prácticamente el ecuador del año, se empiezan a notar el buen tiempo y el incremento de las temperaturas, el aumento de las horas de sol, la proximidad de las vacaciones y esto nos hace felices a todos. Pero ante la pregunta, "¿Eres feliz en tu día a día?" muchos responden que no, porque su trabajo les amarga o el trabajo no les permite hacer todas aquellas cosas que le harían feliz en su tiempo libre. Y es que, nos pasamos un tercio de su vida en el trabajo; más tiempo del que pasan con sus familias, amigos o durmiendo. El trabajo ejerce sobre nosotros una enorme influencia sobre el estado de ánimo. Por este motivos muchas empresas, apuestan por la felicidad en el trabajo como fórmula para lograr el bienestar de su empresa a través de un buen clima laboral, la motivación, un cómodo espacio de trabajo, la oportunidad de desarrollo profesional y el reconocimiento de su trabajo.
Habitissimo
Ayer, 20 de junio fue el día más Feliz del año (Yellow Day), ya que se considera el día que la felicidad nos inunda, debido a que es prácticamente el ecuador del año, se empiezan a notar el buen tiempo y el incremento de las temperaturas, el aumento de las horas de sol, la proximidad de las vacaciones y esto nos hace felices a todos. Pero ante la pregunta, "¿Eres feliz en tu día a día?" muchos responden que no, porque su trabajo les amarga o el trabajo no les permite hacer todas aquellas cosas que le harían feliz en su tiempo libre. Y es que, nos pasamos un tercio de su vida en el trabajo; más tiempo del que pasan con sus familias, amigos o durmiendo. El trabajo ejerce sobre nosotros una enorme influencia sobre el estado de ánimo. Por este motivos muchas empresas, apuestan por la felicidad en el trabajo como fórmula para lograr el bienestar de su empresa a través de un buen clima laboral, la motivación, un cómodo espacio de trabajo, la oportunidad de desarrollo profesional y el reconocimiento de su trabajo.

Esto repercute directamente sobre el compromiso de los empleados con su lugar de trabajo y a la vez se incremente la productividad hasta un 30% más. Los beneficios no redundan solo en la productividad. Está comprobado que los trabajadores contentos pueden aumentar su creatividad en un 86% y mejorar sus índices de salud hasta un 20%. En este contexto, es importante que las compañías adquieran conciencia sobre las ventajas de convertirse en lugares cada vez más agradables, donde ambas partes, empleado y empleador, puedan obtener resultados positivos, beneficiándose entre sí.

Un ejemplo de empresa que se preocupa por la felicidad es la mallorquina habitissimo. Esta empresa pionera en incluir la felicidad de sus empleados como uno de los objetivos más importantes de la empres, ha desarrollado el proyecto ‘Happiness’ con el objetivo de que las personas puedan sentirse realizadas y hagan lo que más les gusta con los medios que les sean más cómodos para lograrlo. Para ello, habitissimo cuenta con el equipo, Personas, Felicidad y Cultura que trabaja para asegurar la felicidad en sus empleados. “Nuestro objetivo es que las personas que trabajan en habitissimo no sientan que son un número o un recurso, sino que son lo más importante de la empresa” afirma Lidia Nicolau, directora del departamento. Y es que, según varios estudios las personas felices se implican más en las relaciones laborales y con la propia empresa.

habitissimo fomenta la cultura corporativa para impulsar la felicidad en la empresa. La empresa rechaza los despachos cerrados y apuesta por los espacios abiertos donde fluyan ideas e información. Esto permite mejorar la comunicación y favorecer las relaciones sociales. “Pasar buenos momentos con los compañeros ayuda a que el trabajo fluya mejor y que sientas que tienes un punto de apoyo sobre el que sostenerte”, afirma Lidia Nicolau. habitissimo apuesta por la actividad social como hábito saludable. “Dedicar tiempo a actividades que nos ayudan a desconectar del trabajo hace que nuestra mente y cuerpo estén más descansados y predispuestos”, afirma Lidia. La empresa posibilita la práctica de actividades de equipo que se realizan fuera de la empresa como: fútbol, básquet o karting.

Además, las personas felices se implican más en las relaciones laborales y con la propia empresa. Potenciando la felicidad en el trabajo, se suplen muchas de las carencias que pueda presentar una tarea, ya sea por repetitiva, por poco estimulante o por su elevada dificultad. Fomentando el aspecto positivo de las personas hacemos que aquella merma sea minimizada por el compromiso para con la compañía.

Otro aspecto para conseguir la felicidad en el trabajo es la apuesta de la empresa por la conciliación. Este equilibrio entre la vida personal y la laboral cobra cada vez más fuerza dentro de las organizaciones, lo cual ha implicado y a la vez permitido, reorientar programas de retención del talento y compensación salarial, que a la vez repercuten en mejoras en el clima organizacional y la generación de compromiso por parte de los empleados con sus empresas.

Para implementar sus políticas de personal se vale también del uso de herramientas como la de Happyforce. Una aplicación donde los empleados puntúan su grado de felicidad en su jornada. Además, la plataforma les permite aportar ideas y diferentes acciones para mejorar la felicidad de los empleados en su jornada laboral.

Otra de las acciones claves que lleva a cabo habitissimo para impulsar la felicidad entre sus empleados es la de fomentar los hábitos saludables entre sus empleados. Por este motivo la empresa alienta a llevar una dieta equilibrada rica en proteínas, vitaminas y fibra, porque ment sana in corpore sano. “Para evitar que nuestros empleados recurran a la comida basura por falta de tiempo, la empresa ofrece fruta y frutos secos diariamente a todos los empleados”, afirma Lidia Nicolau. Para ello, la empresa apuesta por establecimiento local que abastece cada día la fruta y así a la vez, la empresa apuesta por impulsar el consumo local.

Con estas políticas de gestionar personas más que empresas, es con lo que habitissimo consigue una rotación de personal inferior al 4%.


Observatorio de Recursos Humanos

Desde 2006 trabajamos para ofrecer contenidos e información de valor para el profesional de la gestión de RRHH, con el convencimiento de que el conocimiento, en sus vertientes de creatividad, innovación y aprendizaje continuo, es el principal valor de una dirección eficaz.



Suscríbete al boletín

* campos obligatorios
Acepto las condiciones de uso y la política de privacidad


Síguenos en Redes Sociales