La aceleración de la transformación digital y el nuevo paradigma laboral

La pandemia de la Covid-19 y el consecuente confinamiento han cambiado radicalmente las estrategias de las empresas. Durante los últimos meses, los Departamentos de Recursos Humanos han tenido que reforzar su actividad para dar una respuesta eficiente a sus trabajadores. Por otro lado, los procesos de digitalización se han acelerado y se han aplicado en un tiempo récord.

Ante este nuevo paradigma, la Fundació Factor Humà analiza cómo ha sido esta aceleración forzada, en la que sus organizaciones asociadas se han adaptado con agilidad: trabajando de cerca con las personas y procurando que el engagement entre la persona trabajadora y la empresa solo vaya en aumento.

Tras la experiencia vivida, el impacto digital en los lugares de trabajo parece imparable, lo que hará que la tecnología y las relaciones humanas convivan en armonía en las empresas. Según Anna Fornés, directora de la Fundació, “las empresas inteligentes son las que se adaptan y son las que alcanzarán un buen entendimiento entre tecnología y relaciones humanas”.

Así pues, ante el nuevo paradigma laboral y este buen entendimiento que apunta Fornés, hay que tener en cuenta que, por un lado, se dejarán de hacer trabajos que no aportan valor añadido, puesto que estamos ante una transformación del mundo laboral, lo que provocará cambios en los lugares de trabajo en los que habrá que adquirir nuevas habilidades (reskilling). Por otro lado, todo indica que la incorporación del teletrabajo puede mejorar el compromiso -o engagement– de trabajadoras y trabajadores, a pesar de que la Fundació apuesta por un modelo híbrido: combinar dos o tres días de teletrabajo con el trabajo presencial.

Isabel Salas, directora de Recursos Humanos y Comunicación de Gebro-Pharma, compañía asociada a la Fundació, también argumenta que los laboratorios dejarán un día de libre elección a la semana destinado al teletrabajo, pero la opción preferente es la presencial.

El posicionamiento de otra entidad adherida a la Fundació, Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC), con solo un 25% del conjunto de personas que pueden desarrollar su trabajo desde casa, es similar. Juliana Vilert, directora de Organización y Personas, comenta que “el trabajo remoto será en un escenario de condiciones laborales voluntarias, siempre que el lugar de trabajo y la persona reúnan ciertas condiciones”.

En el caso del sector de la automoción, analizamos la situación de Doga Grup Empresarial, su director de Recursos Humanos apunta que durante la pandemia han realizado acciones alrededor de la conexión, la movilidad y la comunicación. Del mismo modo, la empresa ha hecho un gran esfuerzo tecnológico para adaptar sus necesidades, invirtiendo en diferentes programas digitales.

Nuevos retos en comunicación interna

La comunicación interna ha sido un factor clave para la gestión de las personas en las empresas y organizaciones. Así lo han hecho las más responsables y éticas, que han puesto el foco en las personas, reforzando tanto los mensajes por parte de la dirección como los canales utilizados.

Para la Fundació Factor Humà, la comunicación interna es una necesidad imprescindible, hecho que se ha demostrado en la gestión de la pandemia, y plantea un nuevo reto para las personas responsables de Recursos Humanos de las empresas: el “trato personalizado”.

Según Fornés, “nos tenemos que adaptar a una nueva realidad que reclama trabajar con las personas de forma individualizada, poniendo el foco en su bienestar y desarrollo para conseguir su rendimiento óptimo”.


Observatorio de Recursos Humanos

Desde 2006 trabajamos para ofrecer contenidos e información de valor para el profesional de la gestión de RRHH, con el convencimiento de que el conocimiento, en sus vertientes de creatividad, innovación y aprendizaje continuo, es el principal valor de una dirección eficaz.



Suscríbete al boletín

* campos obligatorios
Acepto las condiciones de uso y la política de privacidad


Síguenos en Redes Sociales