El diálogo de sordos en la experiencia de empleado que va a provocar «la gran desbandada» de talento

Maite Sáenz13 octubre 20214min

Al igual que las aves migratorias emprenden el vuelo todas juntas cuando llega el invierno, se puede hablar de que llega el invierno a las empresas en lo que a la gestión del talento se refiere, porque el que tienen cada vez está pensando más en buscar destinos «más cálidos». Y sobre ello, una vez más McKinsey da en el clavo analizando los movimientos que se esperan para el mercado laboral en el corto plazo. “Si los directivos y los managers no entienden por qué sus empleados se van y porqué se van a donde se van es una actitud que pone seriamente en riesgo a sus compañías”, afirman sin tapujos. Y es que es cierto. La guerra por el talento, especialmente tecnológico y/o permeable al learnability– ya se está empezando a notar y no ha hecho más que empezar. En un reciente webinar de ORH en colaboración con Flexoh ya se hablaba entre los participantes de las dificultades para acceder a determinados perfiles y lo muy fino que han de hilar para atraerlos primero y retenerlos después. Y hables con quien hables, todas las empresas tienen problemas para adaptarse a lo que enamora a los profesionales que necesitan.

La ceguera que sigue instalada en muchos directivos para ver la dimensión del problema no es sino la muestra del miedo al cambio que les atenaza. Ni es cuestión de unos sectores determinados ni de una tipología de empresa en concreto. Según el estudio de McKinsey, un 40% de los empleados que ha consultado en Australia, Canadá, Singapur, Reino Unido y Estados Unidos afirma que es algo probable que renuncie a su puesto de aquí a 3-6 meses y el 18% admite que sus intenciones son casi seguras. Si nos remitimos al gráfico siguiente, veremos que las diferencias no son realmente significativa por industrias:

Fuente: «‘Great Attrition’ or ‘Great Attraction’? The choice is yours». McKinsey, 2021.

 

Lo más sorprendente es que están dispuestos a renunciar a su puesto sin tener otro ya confirmado, y tanto es así que el 36% ya lo ha hecho en los últimos 6 meses. En cifras absolutas y sólo en Estados Unidos, más de 15 millones de trabajadores han renunciado a sus trabajos desde abril de 2021. Quizá así se entienda mejor la dimensión del problema que, en un mercado globalizado, afectará a todas las economías.

Los datos de rotación en los países analizados reafirman la tendencia hacia esta “gran desbandada”: el 53% de los empleadores reconoce que sus ratios de abandono voluntario superan a los de años anteriores y el 64% teme que se incrementen. Pero más allá de visibilizar el problema, pocos profundizan en las causas o las identifican en polos opuestos a las que exponen los empleados. La comparación entre las percepciones de unos y otros que recoge el siguiente gráfico es la viva imagen de un diálogo de sordos entre ambos, pero también puede ser un buen comienzo para centrar el foco del análisis y construir propuestas de valor que conecten con las expectativas y necesidades del talento del que no queremos -ni podemos- prescindir:

 

 

 

Fuente: «‘Great Attrition’ or ‘Great Attraction’? The choice is yours». McKinsey, 2021.


Observatorio de Recursos Humanos

Desde 2006 trabajamos para ofrecer contenidos e información de valor para el profesional de la gestión de RRHH, con el convencimiento de que el conocimiento, en sus vertientes de creatividad, innovación y aprendizaje continuo, es el principal valor de una dirección eficaz.



Contacta con nosotros


Nuestros Otros Proyectos


Suscríbete al boletín

* campos obligatorios
Acepto las condiciones de uso y la política de privacidad


Síguenos en Redes Sociales