Anglicismos que todo profesional de los RRHH debe dominar, sí o sí

anglicismo dentro
A diferencia de otros países de nuestro entorno, el inglés ha tardado más tiempo en hacerse un hueco en las estructuras empresariales de España. Sin embargo, el idioma de Shakespeare ha conseguido imponerse como la lengua de los negocios, y muy especialmente en el ámbito laboral y en la gestión de equipos.

De ahí que ya no suene tan extraño que un trabajador tenga una call, en lugar de una llamada, y un proyecto tenga un deadline, en vez de un tiempo límite para su entrega. De hecho, ya es corriente escuchar eso de que un equipo ha hecho un brainstorming (una tormenta de ideas para avanzar en la consecución de algo determinado) o que trabaja en un open space (espacio diáfano).

Sin embargo, Nexian sostiene que “la cantidad de anglicismos que se aplican en el entorno laboral es cada vez mayor” y advierte de “la necesidad de conocerlos por parte de los profesionales de los Recursos Humanos para que ni ellos ni las estructuras en las que trabajen se queden atrás”.

Por esa razón, a algunos anglicismos tan conocidos como full time (trabajo a tiempo completo), part time (trabajo a tiempo parcial), training (así es como se llama en inglés a la formación que un trabajador recibe por parte de su empresa) o bonus (la recompensa que el trabajador recibe en función de si alcanza y en cuánta cantidad sus objetivos), Nexian aboga por añadir muchos otros.

Algunos implican directamente a los trabajadores como el coffee break (la pausa que se hace en mitad de una reunión o una formación), el team building (con actividades o ejercicios que permiten al equipo afianzar sus relaciones laborales e ir más allá de lo profesional) o el casual (así es como se denomina poder ir a la oficina con ropa algo menos elegante y sí más de sport).

Otros, aunque evidentemente al ser términos de recursos humanos están vinculados al personal, tienen un uso que se aplica directamente a los proyectos. Según los expertos Nexian, entre estos últimos figuran el target, que es el público al que se dirige un proyecto o el objetivo concreto que se espera conseguir de él, y el kick off, que es la reunión que suele hacerse antes de dar el pistoletazo de salida a proyectos cuya duración será determinada.

Proyectos en los que hay miembros del equipo que van a tener un rol de mentoring con otros. Eso significa que los primeros van a ayudar a los segundos en la consecución de sus objetivos gracias a la experiencia acumulada a lo largo de su carrera profesional.

Además de los mentores está la función del coach, que es aquella persona que va a aconsejar a los miembros de un equipo, juntos o por separado, para lograr obtener sus objetivos individuales o colectivos.

Nexian recuerda que el saber hacer de todos ellos se llama ya en muchas empresas el know-how del personal. Asimismo, sostiene que a un director ahora se le denomina manager y a un director ejecutivo o director general, CEO, que son las siglas en inglés de chief executive officer.

Anglicismos ligados a las redes sociales

Además de todos los términos anteriores, los expertos de Nexian advierten de la necesidad de estar al corriente del significado de más anglicismos que parecen haber llegado para quedarse en el entorno de los Recursos Humanos de nuestro país. Especialmente por el auge, proliferación y uso de las redes sociales.

En ese listado aparece la palabra nethunters, persona encargada de encontrar candidatos con talento, pero no forzosamente por las vías más tradicionales sino mediante los perfiles que dichos candidatos tengan en sus redes sociales; y social recruitment, reclutamiento que utiliza precisamente perfiles de redes sociales, blogs y otros sitios de Internet para encontrar información sobre candidatos a un puesto.

Cuando los candidatos ya han sido seleccionados y ya forman parte de una empresa, desde Nexian, explican que en el glosario de términos de cualquier profesional de recursos humanos también podrían aparecer los anglicismos employee centricity y compensation plan.

Si employee centricity hace referencia a poner al empleado en el centro de la estrategia empresarial mejorando su experiencia profesional en el seno de la estructura en y para la que trabaja, el compensation plan no es otra cosa que un modelo de compensación individualizado y confeccionado a partir de las opciones elegidas por cada empleado, lo que implica una visión diferencial y no generalizada para todos.

De cara a los empleados, Nexian también subraya la necesidad que desde los Recursos Humanos han de tener para conocer y dar a conocer entre los trabajadores de los equipos el término learnability, que es la habilidad y la capacidad de aprender de forma rápida y eficaz de los empleados en entornos competitivos.

Una capacidad que también se antoja importante a la hora de hacer frente al uncertainty, a la incertidumbre que en el entorno laboral está muy a menudo presente tanto en el funcionamiento de un producto o proyecto como en el segmento o mercado en el que se lance.

Además de la importancia de que esos términos sean conocidos por los profesionales de Recursos Humanos de cualquier empresa, en Nexian, sostienen que “es importante que toda esa terminología no se quede sólo en las esferas de los Recursos Humanos, sino que llegue hasta los trabajadores para que la comunicación entre unos y otros exista y sea fluida”.

Deja un comentario

El email no será publicado. Campos marcados con *, campos requeridos


Observatorio de Recursos Humanos

Desde 2006 trabajamos para ofrecer contenidos e información de valor para el profesional de la gestión de RRHH, con el convencimiento de que el conocimiento, en sus vertientes de creatividad, innovación y aprendizaje continuo, es el principal valor de una dirección eficaz.


Síguenos en Redes Sociales



Contacta con nosotros

Puede contactar con nosotros a través de:


Empleo en RRHH

Esta web pertenece a ORH Grupo Editorial de Conocimiento y Gestión, S.L.