El 66% de las directivas cree que el apoyo de las redes informales es esencial para llegar a puestos de responsabilidad 

0
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Esta mañana en la sede de ESADE Business School en Madrid se ha presentado la segunda oleada del ‘ESADE Gender Monitor’ sobre Equilibrio de Género en la Empresa. Para realizar el estudio se ha consultado a más de 500 directivas en relación a las políticas de igualdad de sus compañías y a los principales retos pendientes. Enrique Verdeguer, Director de ESADE Madrid, ha asegurado que la escuela se implica en este estudio porque desde sus inicios apuesta por la pluralidad desde todos los puntos de vista al considerar que se trata de un tema de responsabilidad y compromiso social.

Del estudio se extrae que el 66% de las directivas opina que el apoyo de las redes informales -compañeros, jefes, otros profesionales…- es esencial para llegar a puestos de responsabilidad  en la empresa, pero solo un 15% de ellas reconoce dedicarle el tiempo necesario. “Hay que tener esa red tanto dentro como fuera de la compañía y sobre todo hay que dedicarle tiempo”, ha asegurado Leticia Martín, Subdirectora de Comunicación de Correos Express.

Las profesionales que estudia ‘ESADE Gender Monitor’, mujeres directivas con alto potencial en su carrera, siguen viendo dificultades en su progreso en la empresa; más del 75% de ellas afirma que, hoy por hoy, no existe paridad en el comité de dirección de sus compañías y la mitad de ellas reconoce que la proporción es inferior al 15%. Por su parte cuatro de diez CEOs españoles (el año pasado eran 2,6 de cada 10) están directamente implicados en que en su empresa haya mayor presencia femenina. Sin embargo, siguen faltando medidas de conciliación más efectivas. De hecho, sólo el 10% de empresas españolas tiene equilibrio de género en su Comité de Dirección.

Las mujeres encuestadas consideran en un 63% que los hombres con responsabilidades que deciden conciliar encuentran las mismas o más dificultades que ellas, algo que rompe con la idea tradicional de que la conciliación sea un asunto de mujeres. Según los resultados del informe, se trata de una inquietud compartida entre mujeres y hombres que demandan soluciones creativas a las empresas. “Las mujeres no queremos competir, sino compartir espacios de decisión a todos los niveles, ha afirmado Cristina Sancho, Country Head of PR Comumunications de Walters Kluvers.

Por su parte Patricia Cauqui, responsable de ESADE Gender Monitor y profesora de ESADE Business School, ha comentado que “el camino a recorrer es todavía largo y la asignatura pendiente sigue siendo la primera línea: los consejos de administración y los comités de dirección. Cuando exista una masa crítica de mujeres en los puestos de poder co-definiendio junto a los hombres políticas a la medida de todos se podrá hablar de inclusión y no de integración”.

 

 

 

 

 

 

Escrito por Susana Paredes

Deja un comentario