Las 5 principales tendencias en planes de compensación

0
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

En los últimos años hemos asistido a la materialización de lo que hace un tiempo eran solo tendencias en términos de planes de compensación: teletrabajo, jornadas flexibles y programas de salud más fuertes son algunos ejemplos. En este artículo publicado en el blog global de Willis Towers Watson, el líder en Data Services (Asia Pacific) de Willis Towers Watson -Sambhav Rakyan- anticipa los que, en los próximos años, serán los cinco temas clave en el área de la compensación y los beneficios laborales.

1. Flexibilidad
La tecnología está permitiendo que, cada vez más, muchos profesionales elijan un mayor control sobre su tiempo y flexibilidad en lugar de empleos a tiempo completo. Esta realidad está especialmente asentada entre los profesionales de la ciencia, la ingeniería, las matemáticas o, por supuesto, el sector tecnológico.
En este contexto, será crucial aprender a gestionar empleados que puede que solo estén en nuestra empresa por un período de tiempo, de forma que se ofrezcan salarios justos y beneficios sociales capaces de atraer y motivar. En palabras de Sambhav Rakyan, “hay que considerar que la mayoría de estos empleados estarán en etapas de su vida en las cuales la familia y la vida personal marcarán sus prioridades, pero ello no significa que sus aportaciones no puedan ser de gran valor para las organizaciones”.
Para la empresa, contratar este tipo de empleados puede ser también muy ventajoso: no solo puede contribuir a reducir gastos de impuestos e infraestructuras, sino que su experiencia, ideas, forma de trabajar y dinamismo pueden aportar iniciativas innovadoras y rentables.

2. Tecnología
La tecnología da a los profesionales de la compensación oportunidades cada vez mayores para elaborar estrategias diferentes y más acertadas. En este sentido, Sambhav Rakyan sostiene en su artículo que “los poderosos softwares actuales son capaces de integrar a la perfección los sistemas y los procesos para vincular correctamente el rango laboral de cada persona, la situación al respecto en el mercado y el análisis de su plan de compensación”.
En Willis Towers Watson nos especializamos en la creación e implantación de softwares para la gestión del talento.
En este sentido, la Unidad de Talent&Rewards de Willis Towers Watson se especializa en el diseño e implantación de herramientas informáticas capaces de resolver las situaciones a las que se enfrentan los equipos de gestión de personas en la actualidad.

3. Personalización
A medida que avance la flexibilidad en el trabajo, los empleados buscarán cada vez planes de compensación más personalizados. Esto se traduce, por ejemplo, en personalizar los salarios y los beneficios sociales en función de la etapa de vida del empleado y sus circunstancias personales. “Valdrá la pena revisar la propuesta de valor que hacemos a nuestros empleados y considerar la opción de crear programas personalizados de recompensas para talentos clave. Así, los trabajadores podrían orientarse hacia metas más relevantes tanto para él como para el negocio”, sentencia Sambhav Rakyan.
 
4. Salud y Bienestar
Si bien los rápidos avances tecnológicos han ayudado a racionalizar los sistemas y procesos, también han hecho que el mercado global sea aún más competitivo y exigente. Según la encuesta de 2016 Staying at Work, elaborada por Willis Towers Watson, más del 50% de los empleados afirman que sus trabajos son una fuente de estrés, especialmente en los casos en los que la empresa no respeta o prioriza la seguridad personal, la salud y el bienestar. No en vano, numerosos estudios han vinculado el estrés laboral con condiciones médicas que favorecen la aparición de enfermedades cardiovasculares, obesidad, diabetes, hipertensión y problemas de salud mental.
Según la encuesta Staying at Work 2016, el 50% de los empleados afirman que sus trabajos son una fuente de estrés.
El experto Sambhav Rakyan subraya que “los programas de salud y bienestar dentro de las empresas redundan en un entorno laboral más feliz y saludable, y esto tiene consecuencias directas en la productividad: una media de 6,5 menos días de trabajo “perdidos”, mayor compromiso, reducción significativa de empleados con hipertensión o azúcar alto (25% y 24% menos, respectivamente) y un 50% menos de ingresos por empleados, entre otros beneficios”.

5.Salarios y Transparencia
El salario sigue siendo el principal factor de atracción y retención de empleados. ¿Qué factores se tienen en cuenta para determinar los sueldos? ¿Se lleva a cabo una comparativa de los salarios que se ofrecen dentro de la empresa respecto a los que ofrece la competencia para puestos similares? Las empresas no siempre se hacen estas preguntas y, en cualquier caso, rara vez comparten las respuestas con los empleados. En este sentido, el propio Sambhav Rakyan destaca que “los empleados son más propensos a confiar y comprometerse con las empresas que comunican abiertamente y explican sus decisiones de compensación con el propio trabajador”.

Escrito por Redacción

Deja un comentario